miércoles, 25 de febrero de 2009

LA INTERVENCIÓN DE LA SOCIEDAD MERCANTIL STANFORD BANK, S.A. Comunicado oficial del Ministerio del Poder Popular para Economía y Finanzas

La Superintendencia de Bancos y otras instituciones financieras, luego de los esfuerzos realizados durante el día de ayer para evitar el retiro masivo de los depósitos en el Stanford Bank, S.A., Banco Comercial, se ha visto en la necesidad de resolver la intervención de dicha institución, una vez recibida la conformidad del Directorio del Banco Central de Venezuela y del Consejo Superior.Dicho banco, domiciliado en Venezuela, tal y como lo revela la última inspección realizada en enero de este mismo año, evidenciaba un desempeño positivo, como en general viene ocurriendo con el sistema financiero venezolano. Sin embargo, la decisión tomada por las autoridades norteamericanas que se han expresado tanto en la intervención del Stanford Financial Group así como en la orden de captura de su accionista Robert Allen Stanford, ha tenido como efecto en Venezuela y otros países, la reacción de los depositantes en instituciones del mismo nombre.Lo primero a destacar en esta situación consiste en el hecho de que la causa de los retiros de los depositantes en el Stanford Bank de nuestro país, ha sido provocado por un factor completamente ajeno a nuestro sistema financiero que se mantiene ajustado a los requisitos establecidos en nuestra normativa legal y las disposiciones de nuestras autoridades, la situación planteada con el referido banco, nada tiene que ver con causas internas pues nuestro sistema financiero, gracias a las medidas de control de cambios, se ha mantenido a resguardo de la crisis financiera mundial.Ahora bien, ante la situación sobrevenida, las autoridades venezolanas tienen que actuar rápida y eficazmente en protección de los ahorristas. De allí, la necesidad de la intervención que será seguida, tal y como se ha instruido a la Junta Interventora, de la venta inmediata de la referida institución, operación sobre la cual ya se han manifestado interesados. Todo ello con el propósito de responder a los depositantes de dicha institución bancaria.Finalmente, nuestras autoridades garantizan la solidez del sistema financiero venezolano que opera normalmente. De manera que no existe en el presente, ninguna amenaza que afecte su estabilidad y solidez, los depositantes pueden mantener la confianza en su sistema financiero como ha venido ocurriendo hasta ahora.Gerencia de Comunicación, Información y Relaciones Institucionales.