jueves, 11 de junio de 2009

Ya está en puertas la emisión de los Bonos y debe estar dirigda al sector productivo y no a la especulación.

En la Asamblea Nacional aseguran que ya está en puertas la anunciada emisión de bonos de Petróleos de Venezuela. Se confirma que se colocarán al menos 2.000 millones de dólares. El Parlamento aboga porque la emisión de bonos de Pdvsa "sea lo más abierta posible", con lo cual se le estaría dando una mayor transparencia. Se quiere repetir la experiencia de la primera emisión que hizo la estatal petrolera en 2007 cuando colocó en el mercado 7.500 millones de dólares.
En ese momento, Pdvsa vendió una combinación de papeles con vencimiento de 2017 y 2027 y 2037 y participaron personas naturales y jurídicas sin restricción alguna. Para esta oportunidad este último plazo estaría descartado y existen divergencias en cuanto al modelo de colocación. Fuentes del Ministerio de Finanzas señalaron que esta nueva emisión debe orientarse a aquellos que requieren obtener divisas para la actividad productiva y no para la especulación, "por lo que abrir esta oferta al público, sin restricción, se corre el riesgo de atomizar la oferta y no cumplir con el objetivo". En torno al "ambiente" del mercado, se insistió en que los balances financieros de Pdvsa reflejan una relación deuda patrimonio favorable. Técnicos del ministerio de Finanzas indican que es el momento para emitir los papeles, pero se desconoce si en esta oportunidad, se tomará de nuevo, como referencia el euromercado. En el legislativo no descartan que la misma sea lanzada la próxima semana. Existe total hermetismo. Quitar presiónDentro de otra estrategia para aliviar las presiones del dólar permuta y darle la posibilidad a los empresarios de obtener divisas a un "precio razonable", el Ejecutivo está estudiando la posibilidad de realizar un cronograma con emisiones denominadas en dólares. Hasta ahora se han venido ofreciendo los títulos de interés y capital cubierto (Ticc) y los títulos de interés fijo (Tif ), dentro de la estrategia del endeudamiento que fue programada tras el ajuste del presupuesto. Fuentes parlamentarias indicaron que se busca que dentro del monto global de endeudamiento, autorizado por Bs.F. 33.000 millones la República, se puedan emitir también papeles en dólares, distinto a los Ticc en donde los inversionista sólo se protegen de una eventual devaluación. Los diputados han venido negando la existencia del dólar paralelo o permuta, sin embargo, consideran necesario idear mecanismos para aliviar este mercado. El especialista en mercados, José Pérez Montenegro, dijo que las distintas opciones apuntan a una variedad de estrategia, por parte del Estado y de los inversionistas. Protección En el caso, de los Ticc, están dirigidos especialmente a productores nacionales, que no requieren divisas, en lo inmediato y que por el contrario buscan una protección en el futuro. En el caso de los bonos de Pdvsa o de la República, denominados en dólares, se responde a una necesidad inmediata obtener divisas, además de protegerse en "moneda dura". Asimismo, el Estado afina el propósito de drenar liquidez y seguir cumpliendo con el objetivo de obtener en el mercado interno recursos para financiar el déficit, presupuestario.Mariana Martínez Rodríguez/Yolanda Ojeda Reyes/ El Mundo